Vallas de seguridad piscinas

Instalación de vallas de seguridad para piscinas en L'Escala, Empuriabrava, Girona y provincia

La instalación de estas vallas de seguridad protege a sus seres queridos de un ahogamiento accidental

Nuestras vallas de seguridad para piscinas han sido diseñadas y desarrolladas específicamente para evitar las causas que generan accidentes en piscinas.

La asfixia por inmersión es la segunda causa de muerte accidental en niños de hasta 5 años de edad, después de los accidentes de tráfico. La mayoría de los niños pequeños que se ahogan no lo hacen cuando están aprendiendo a nadar, sino cuando se caen al agua en un momento de distracción de su cuidador.

Resistencia y durabilidad

Fabricadas con tejido de malla increíblemente resistente y duradero, además de permitir que el viento la traspase perfectamente y, si se le hace un corte con un cuchillo, no se desgarra.

Infranqueables e inaccesibles

Vallas de seguridad para piscinas fabricadas en malla perforada muy resistente pero suficientemente pequeña para que los niños no puedan agarrarse con los dedos y trepar. La malla no tiene ningún tipo de perfil para que los niños no puedan apuntillarse. A pesar de que se cuelguen con las manos de la parte superior el 1,22m de altura de la valla hace que sea imposible sobrepasarla.

Transparencia y visibilidad

El tejido de la malla utilizado se caracteriza por ser ultra-transparente. lo cual permite ver y controlar desde cualquier ángulo todo lo que suceda en el interior de la piscina y en sus alrededores.

Versátiles y elegantes

Nuestras vallas de seguridad se presentan en una gama de 4 colores, negro, marrón, verde y blanco. Sus acabados y su transparencia se integran en todos los ambientes de forma elegante y discreta.

Se presentan en secciones de distintas medidas para adaptarse perfectamente al contorno de su piscina, pudiéndose instalar en cualquier tipo de superficie, hormigón, pavimento, baldosas, tarima de madera y césped.

Desmontables y enrollables

Un adulto puede desmontar el vallado parcial o totalmente en apenas unos minutos y sin emplear herramientas. Se incluyen unos tapones del mismo color que los insertos para que éstos puedan pasar desapercibidos en el entorno de la piscina.

Sin mantenimiento

Las vallas de protección para piscinas son un sistema de seguridad pasiva, no necesitan corriente eléctrica y funcionan los 365 días del año sin mantenimiento. No requieren ningún tipo de tratamiento especial para su limpieza, la simple pulverización de agua mediante una manguera es suficiente. Ayudan a mantener la piscina limpia ya que impiden el paso de pequeños animales y restos de hojas.

Máxima calidad y garantía

Los materiales utilizados en las vallas de seguridad para piscinas cumplen las normas de la ASTM (American Society for Testing and Materials).

Las vallas de protección para piscinas tienen una garantía de 5 años de fábrica y 5 años de instalación y montaje.

Instalación

La instalación de nuestras vallas de seguridad para piscinas es rápida y sencilla. Se realiza por nuestro equipo de instaladores certificados y no ensucia la piscina ni el jardín.

Los agujeros se realizan con un equipo especial de perforación de diamante y refrigerado para evitar el astillado o grietas en la superficie de la piscina.

La duración de la instalación es de un día, en casos especiales, dos días.

Deseo recibir más información